A mis hijas

Os quiero. Gracias por enseñarme a ser mamá, cada día, porque viéndoos crecer, reír, dormir, llorar, jugar... me doy cuenta de que algo bien lo estoy haciendo cuando estáis llenas de vida. Si hace unos años me hubieran preguntado qué me hace feliz, habría enumerado una larga lista de cosas. Hoy lo tengo claro: vosotras, que sois mi mayor proyecto de futuro, con el que deseo superarme cada día y aprender.Veros me demuestra todo lo que nos queremos papá y yo y que merece la pena dar el salto al vacío que supone tener hijos... Porque, y espero que lo experimentéis algún día, ser madre es lo más duro, pero a la vez lo más satisfactorio que podréis hacer nunca.Nadie te avisa ni te orienta... todo se hace avanzar tomándole la mano al instinto, que es muy sabio. Teneros cerca y disfrutaros, pero también el poder recordar vuestro olor y vuestras risas cuando estoy lejos nos hace estar unidas por más de una hebra roja, por miles de hebras Irrompibles, eternas.Sois y seréis la mayor responsabil…

Elegir carrito de bebé

La cuestión de qué carrito elegir cuando esperas un bebé es uno de esos debates que se forman en torno a mil productos que antes de quedarte embarazada desconocías. Ni habías oído hablar de marcas como Stokke, Bugaboo o Inglesina y tu preocupación simplemente se limitaba a qué color de capota te gustaba más para tu churumbel o si se convertía en silla de paseo una vez que el nene es ya más grandecito y no hace falta que vaya tumbado.

En nuestro caso, con nuestra peque, buscamos y rebuscamos lo suficiente (no demasiado) como para decantarnos por el modelo Elegance de NGE, unos carritos nuevos que venían con todo el pack incorporado (Maxicosi, saco térmico, capota de lluvia, sombrilla, capazo e incluso bolso). Lo escribí aquí.

Y con la nueva peque que viene en camino creo que al final aprovecharemos el mismo carro. No está tan mal como para andar cambiando. Aunque si tengo que ser sincera, hemos valorado muy seriamente cambiarnos a Bugaboo, apostando por el Modelo Bee: liquero, compacto e ideal para transitar por la ciudad.

Por si a alguien le sirve de orientación, el nuestro, el que tuvimos y que mantendremos con total seguridad, reúne en varias piezas lo que creemos que aporta ni más ni menos lo que se necesita para un bebé desde que nace hasta que ya camina y sólo precisa de la silla para ratos cortos.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Nuestro carrito: el NGE Elegance

¿Látex o silicona?

Onicomadesis...otro 'efecto secundario del virus boca-mano-pie'